Las verduras y las frutas podrían reducir el riesgo de accidente cerebrovascular de las mujeres.

Desde hace mucho tiempo se sabe de los beneficios de una alimentación equilibrada en la salud de las personas. Ahora, una investigación realizada en Suecia, nos confirma que las dietas ricas en antioxidantes provenientes de frutas, verduras y granos integrales parecen reducir las probabilidades de accidente cerebrovascular (ACV) de una mujer, incluso aunque ella tenga antecedentes de enfermedad cardiaca.
El estudio fue realizado con 31,000 mujeres sin enfermedad cardiaca y 5,700 mujeres que tenían antecedentes de enfermedad del corazón, de edades que van de 49 a 83 años de edad, a las que se les hizo un seguimiento promedio de 11.5 años (para el grupo sin enfermedad cardiaca) o de casi diez años (el grupo con enfermedad cardiaca).
Los resultados del estudio han mostrado que una mujer con un alto nivel de antioxidantes alimentarios corre menos riesgo de tener un accidente cerebrovascular hemorrágico (17 %  menos riesgo en las mujeres sin antecedentes de enfermedad cardiaca y  hasta 57 %  menos en las mujeres que ya habían sufrido de enfermedad cardiaca) que una mujer con bajo nivel de antioxidantes.
Según los autores del estudio, la dieta más saludable para el corazón fue la más rica en frutas y verduras, además de granos integrales, té y chocolate, cuya capacidad antioxidante, que incluye las vitaminas C y E, los carotinoides y los flavonoides, tiene un efecto beneficioso; datos que habría que tener en cuenta para una gestión inteligente de nuestra salud.
Para ver detalles de la investigación:

No hay comentarios:

Publicar un comentario